jueves, 22 de febrero de 2018

Alimentos que curan: salud y nutrición

Vegetales
Nadie pone en duda la diferencia tan evidente que existe entre un alimento natural y una comida prefabricada. Tras muchos debates, foros y demostraciones científicas, se han podido demostrar los beneficios para la salud que aporta una alimentación sana y natural y los peligros principalmente cardiovasculares que puede ocasionar una dieta basada en alimentos congelados y/o prefabricados.

Aun así, son muchas las personas que desconocen las propiedades de los alimentos. Bien es sabido que una alimentación basada en la toma de cinco porciones de fruta y verdura diarias, acompañada de una notable sustitución de la carne por la consumición de pescado, preferiblemente azul, junto con la toma de legumbres de tres veces por semana, puede ayudar a mejorar notablemente nuestro sistema circulatorio, ayudar a reducir los niveles de colesterol y estabilizar los niveles de tensión. Si nuestra valorada dieta mediterránea está acompañada de una realización de ejercicio regular, como bien puede ser caminar media hora todos los días, nuestra salud se verá beneficiada con total seguridad.

Sin embargo, no es tan importante conocer el QUÉ estamos consumiendo sino el POR QUÉ. Es decir, en este artículo nos vamos a detener en los beneficios que nos pueden aportar los alimentos más necesarios para nuestro organismo, ya que una alimentación hecha a conciencia ayuda a conocer mejor los síntomas de nuestro cuerpo y ayuda a tratar cualquier tipo de molestias así como también a prevenir enfermedades.

En otras palabras, el sentido común se hace necesario en todas las acciones que realicemos a lo largo del día, y una de estas rutinas resulta fundamental para gozar de una buena salud: alimentarnos correctamente. Nunca mejor dicho, "Mens sana in corpore sano".

El conocimiento es necesario para desarrollar una cultura adecuada, y dado que el saber no ocupa lugar, una correcta educación nutricional nos ayudará, indudablemente, a mantener un equilibrio en nuestro estilo de vida. Dicho esto, es digno mencionar que, como muy bien dice el refrán, "somos lo que comemos".

"Ya que no podemos vivir sin comida, debemos seleccionar al menos los elementos de una dieta que sean menos dañinos para nuestra búsqueda espiritual"
KIRPAL SINGH

ALIMENTOS RECOMENDADOS EN UNA DIETA TERAPEÚTICA SALUDABLE

Champiñones

Contienen sustancias antivirales que intervienen en la prevención del cáncer. También previene la artritis, aunque es necesario mencionar que un uso abusivo de este alimento puede provocar daños en el hígado.

Sal macrobiótica

Usada como sal de mesa, es una mezcla de ajonjolí con sal marina. Combate principalmente la acidez estomacal, además de favorecer la secreción de jugos digestivos. Estas propiedades causan una activación del metabolismo así como una fortificación del sistema nervioso.

Miel

Contiene agua, glúcidos, sacarosa, fructosa, maltosa, sustancias bactericidas, sustancias minerales, oligoelementos, prótidos y aminoácidos, vitaminas y enzimas, todo ello acompañado de un fuerte componente calórico. Este conjunto de elementos asegura una eficiencia física y mental durante todo el día al mismo tiempo que facilita la absorción de calcio. Aporta beneficios en los aparatos respiratorio, digestivo y nervioso, sistema cardiovascular, hígado, huesos y riñones. La miel no debería faltar en ningún hogar, ya que desde tiempos remotos ha constituido un eficaz remedio y un tonificante muy nutritivo.

Existen diferentes tipos de miel:
  • Miel de alforfón: beneficiosa para el aparato circulatorio y en casos de anemia.
  • Miel de algarrobo: constituye un aporte de energía al mismo tiempo que funciona como un relajante del sistema nervioso.
  • Miel de azahar: recomendada en casos de estrés, insomnio y ansiedad.
  • Miel de brezo: actúa como desinfectante de las vías urinarias, por lo que es muy recomendable en casos de cistitis; del mismo modo, ayuda a resolver cálculos renales y es sumamente eficaz en problemas de próstata.
  • Miel de castaño: estimula la circulación de la sangre debido a su aporte de hierro.
  • Miel de encina: mejora el poder cicatrizante de los glóbulos rojos.
  • Miel de espliego: es un excelente suplemento en el tratamiento de enfermedades respiratorias, especialmente las afectadas por bronquios.
  • Miel de eucalipto: Posee propiedades expectorantes, y actúa como desinfectante de las vías urinarias y favorece la expulsión de cálculos renales.
  • Miel de majuelo: calma y tonifica la actividad cardíaca.
  • Miel de pino: terapéutica en caso de bronquitis.
  • Miel de romero: favorece la menstruación, es antiespasmódica y estimulante.
    Recomendada en personas infartadas o con problemas de hígado, ictericia y cirrosis. Es usada para el asma, los desmayos, la tos ferina y niveles bajos de tensión.
  • Miel de salvia: tónica y estimulante.
  • Miel de tilo: Diurética y estimulante del proceso digestivo. Actúa como calmante en casos de jaqueca o espasmo. Ayuda a conciliar el sueño. Funciona como antiagregante.
  • Miel de tomillo: Estimula las funciones digestivas y ayuda a combatir el cansancio físico y mental. Regula la menstruación y fortalece los bronquios.
  • Miel de zarza: Es un remedio sumamente eficaz en problemas de garganta. Es necesario saber que es inconveniente suministrar miel a niños menores de un año.

Polen:

Es el complejo multivitamínico por excelencia desde la antigüedad. Contiene propiedades antinflamatorias, es un revitalizante celular por lo que es muy recomendable en casos de convalecencia, normaliza las funciones del intestino y está muy recomendada para los estudiantes al aportar mayor agilidad mental. Además de poseer una riqueza nutricional indudable, ya que posee un centenar de nutrientes, cura procesos catarrales y griposos, eccemas, asma y alergias. Tomar una o dos cucharaditas de polen estimula todas las funciones del cuerpo, especialmente las digestivas e intestinales.

Jalea Real:

Es el energético natural por excelencia, consumido en casos de fatiga y calambres. Es antiséptica y bactericida, mejora la memoria y la vista. Está especialmente recomendada en casos de problemas cardiovasculares. Contiene todos los nutrientes necesarios para la vida: proteínas, vitaminas y oligoelementos. Es muy revitalizante y posee propiedades que actúan contra el envejecimiento.

Propóleos:

Reduce la tensión sanguínea, actúa como calmante del sistema nervioso, estimula la regeneración de tejidos, acelera la cicatrización de las heridas, alivia inflamaciones y enfermedades cutáneas.

Lecitina

Ayuda a bajar la tensión y a disolver los niveles de colesterol. Al metabolizar mejor la grasa, sirve como tratamiento en los problemas de la piel. Ayuda a descender las necesidades de insulina en pacientes diabéticos, mejora la digestión y las funciones del hígado, contribuye a la salud renal, realiza una limpieza interna del organismo, es anti bactericida y antivírica, rejuvenece la piel y actúa como estimulante cerebral.

Panela

Al contrario que el azúcar, la panela sí tiene un poder nutritivo, ya que posee muchos ingredientes que el azúcar común no tiene, como son calcio, fósforo, hiero y ácido ascórbico.

Leche

Leche materna: es el mejor alimento para los recién nacidos. Es necesario suministrarla durante los primeros seis meses de vida y recomendable hasta los tres años.

Leche da vaca: Rica en calcio y vitamina D, combate infecciones, previene úlceras, caries y bronquitis crónica; aumenta la energía mental, reduce los niveles de colesterol y alivia la irritación gastrointestinal. Beneficia las arterias.

Leche de coco: contiene propiedades hidratantes y laxantes.

Leche de soja: muy rica en vitaminas, proteínas y minerales. Contiene todas las vitaminas del grupo B, remplaza a las de la carne y supera a las de la leche de vaca.

Leche da cabra: siendo la más semejante a la leche materna, activa la función cerebral. El cloro que contiene actúa contra las alteraciones renales. El flúor repercute en el esmalte de los dientes y previene la caries. El suero desarrolla la flora intestinal.

Yogur

Es un excelente antibiótico capaz de acabar con diferentes microrganismos causantes de provocar enfermedades intestinales. Es un alimento muy rico en proteínas, minerales, enzimas y vitaminas con unas propiedades antibióticas naturales indudables.

Germinados

Poseen abundantes cantidades de minerales, vitaminas y gozan de la calidad de los nutrientes, por lo que constituyen uno de los alientos más sanos a la vez que económicos... Promueven la aparición de la leche en las glándulas mamarias, favorece el rejuvenecimiento celular, resulta muy útil en las pérdidas sanguíneas, son muy recomendables para niños, actúan contra episodios de ansiedad y regeneran la flora intestinal.

Clorofila

Rica en calcio, vitaminas, minerales y hierro, es un antiséptico natural y favorece la depuración del organismo. Estimula la reconstrucción celular a la vez que asegura un buen funcionamiento del mismo. Consumiéndola básicamente en hojas crudas, purifica la sangre, elimina toxinas, descarga el hígado y aporta hierro a los tejidos cardiovasculares, ayuda a mejorar el control glucémico, ayuda a eliminar enfermedades respiratorias, reduce inflamaciones de garganta y acelera la cicatrización de las heridas.

Levadura de cerveza

Es un hongo de dimensiones diminutas que se encuentra en la piel de algunas frutas y en el mosto de la cerveza. Está recomendado para casos de anemia, caída de cabello, problemas en la piel y estados de estrés. Si lo que se quiere es adelgazar, se ha de tomar una cucharada cinco minutos antes de las comidas, mientras que si el objetivo es ganar peso se ha de tomar después de ingerir los alimentos. Este hongo responsable de convertir los azúcares en aminoácidos, es el causante de aportar una gran respuesta nutricional a nuestra dieta. Es un elemento estimulante, energético y estimulador.

Como bien dice el ecologista Albert Ronald, creador del primer banco genético de fruto terapia para recuperar especies en extinción y en quien hemos basado este artículo, lo que se pretende con el estudio terapéutico de los alimentos es mejora la salud y consecuentemente la calidad de vida de los seres humanos, estableciendo así una elación más estrecha con la madre naturaleza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario